La parroquia de Nuestra Señora de Covadonga fue creada en el año 1972, por decreto del Excmo. Sr. Arzobispo de Oviedo, don Gabino Díaz Merchán. El decreto en cuestión, fechado el 10 de enero, entró en vigor el 20 de febrero del mismo año y establecía los límites territoriales de la parroquia, fruto de la desmembracción de la parroquia de San Julián de los Prados. El apartado 3º del mentado decreto fijaba esos límites de la siguiente manera: NORTE: línea que, partiendo de la cima del llamado Monte de Toledo, situado en la cuesta del Naranco, baja cruzando la carretera nacional 630 de Sevilla a Gijón, y sigue por el lado norte de la finca llamada Prado del Mesón en recta imaginaria a la esquina nordeste del muro del Hospital Psiquiátrico; SUR: vía de los Ferrocarriles Económicos de Asturias; ESTE: línea que, partiendo del extremo nordeste del Matadero municipal, sigue por el límite antiguo de San Julián con la Sagrada Familia hasta llegar a la carretera de Rubín y, continuando a la derecha, incluye todo el territorio del Hospital Psiquiátrico, hasta la esquina nordeste del mismo; OESTE: camino de Pando-Mirasol, a partir de su intersección con los Ferrocarriles Económicos de Asturias, siguiendo una línea en dirección al kilómetro 141 de la vía de la RENFE, hasta la cima del Monte de Toledo.
Considerando esos límites, las calles que actualmente pertenecen a la parroquia son las siguientes: Abundio Gascón, Álvarez Rabanal, Ámsterdam, Antracita, Avenida de Atenas (números impares), Avenida de Bruselas, Avenida de Lisboa, Avenida del Mar (números 27 y 32 en adelante), Avenida de Roma, Ayuntamiento, Bermúdez de Castro (desde los números 45 y 68), Buenos Aires, Costa Verde, Chile, Doña Jimena, Estrecha (hasta los números ? y ?), La Habana, Luxemburgo, Manolo Avello, México, Pedro Quirós, Plaza Puerta de Europa, Pontón de Vaqueros, Reyes Católicos (impares) y Villar.

Durante los primeros años la parroquia no dispuso de templo propio. Para el culto se utilizaba la capilla del Hospital Psiquiátrico y como párroco ejercía el titular de la parroquia de San Julián, Don José Ramón Vázquez. En el hospital psiquiátrico ejercía como capellán Don Ignacio Nosti, que, por esta razón, colaboró también durante un tiempo con nuestra parroquia. En el año 1977, siendo ya párroco Don Juan Antonio Álvarez Rabanal, se adquirió el solar donde se ubica el actual templo, que fue inaugurado por don Gabino Díaz Merchán en Mayo de 1979. Antes de la construcción del templo, se celebraron Misas también en un bajo de la calle Antracita -los sábados, concretamente- y en la casa de Chefa, "la obispa", situada en la Costa Verde.

La expresión "Iglesia somos todos" se hizo realidad ciertamente en la génesis de esta parroquia, pues hubo una notable participación popular, tanto en la construcción del templo, como en la habilitación de los demás inmuebles parroquiales. Don Juan tuvo la habilidad de aglutinar en torno a él a una gran parte de los vecinos del barrio, que, robándole tiempo al tiempo, fueron dotando a la parroquia de toda la infraestructura necesaria a un coste mínimo. Tras la repentina y prematura muerte de Don Juan, en el verano del 2001, fue nombrado Administrador parroquial el hasta entonces coadjutor, Don Juan Carlos Gorostiza Lasa, que ejerció como tal hasta el verano del 2006, fecha en que fue sustituido por Don José Manuel Fueyo Méndez que estuvo de parroco siete años hasta el verano de 2013. Desde Septiembre de 2013 el parroco Don José Ramón Castañón "Pochi" lleva las riendas de nuestra comunidad.

Volver a Página principal